Los secretos de la mente millonaria es un libro escrito por T. Harv Eker que nos enseña cómo identificar y analizar tu patrón del dinero, con el objetivo de aumentar tus ingresos y acumular riqueza.

Usando los principios que se muestran en este libro, el autor consiguió pasar de no tener nada a ser millonario en menos de 3 años. No está nada mal, ¿no?

Los secretos de la mente millonaria es un gran libro sobre desarro personal y finanzas.

Este es un libro que aborda los fundamentos que debes construir en tu mente para poder ser rico, y cómo ponerlos en práctica en la vida real.

En este resumen voy a profundizar en las ideas principales del libro, para que puedas entender los principios de la mente millonaria y empezar a ponerlos en funcionamiento.

Además, al final de este artículo podrás descargarte este resumen en PDF totalmente gratis, para que te lo puedas leer estés donde estés.

Si quieres leerte el libro completo puedes comprarlo en Amazon aquí.

En el enlace encontrarás la última publicación de este libro en español, de la editorial Sirio.

¡Vamos allá!


Introducción a los secretos de la mente millonaria

Este libro fue publicado en el año 2005, y desde entonces se han vendido millones de copias en todo el mudo, convirtiéndose en un bestseller sobre las finanzas personales. Su título original en inglés es “The secrets of a millionaire mind“.

Los secretos de la mente millonaria se centra en las ideas sobre el dinero que toda persona debe conocer y entender. Una vez has comprendido estos principios, lo siguiente es pasar a la accion.

El objetivo del libro es que descubramos los patrones de comportamiento de los ricos y podamos así desarrollar una mente millonaria.

El autor nos recomienda que estudiemos el libro a fondo, quedándonos con lo que nos funciona y desechando lo que no. Para que los principios funcionen, necesitas prepararte mentalmente para olvidar todas las creencias antiguas que tienes sobre el dinero.

Este es uno de los mejores libros de desarrollo personal y finanzas que me he encontrado. Lo leí en el 2019, y me ha servido de ayuda para el desarrollo de mi estrategia para ganar más dinero.

Su filosofía y sus enseñanzas son similares a los libros Padre Rico Padre Pobre , El código del dinero y Piense y hágase rico.


¿Quien es T. Harv Eker?

T. Harv Eker es el autor de los secretos de la mente millonaria

Harv Eker es el nombre del autor de este libro. Además de escritor, es un empresario y orador motivacional muy conocido por sus teorías sobre la riqueza y la motivación.

Nació en Toronto (Canadá) en 1954 y vivió allí toda su infancia. Cuando era jóven se mudó a Estados Unidos y creó varios negocios hasta que finalmente dió en el clavo con una tienda de fitness. Esta tienda funcionó tan bien que pronto se convirtió en una franquicia, haciendo al autor millonario.

Tras perder todo su dinero por no manejarlo bien, Eker empezó a analizar la relación que los ricos tienen con su dinero. Esto le llevó a desarrollar sus teorías sobre la riqueza, la importancia de la mente y la motivación.

El autor descubrió entonces el concepto de la mente millonaria. Esto es un conjunto de actitudes que toda persona puede aplicar y que le llevarán a acumular dinero y riqueza.

Harv Eker comenzó entonces a dar conferencias y seminarios hablando sobre su teoría. Poco después publicó este libro, que tuvo una gran acogida.

Ahora vamos a ver las ideas principales de este libro.


Tu patrón del dinero

Esta es la principal idea del libro, así que conviene entenderla bien. Tu patrón del dinero es como un termómetro interno, que indica el estado financiero en el que te encuentras.

Este termómetro determinará la riqueza que vas a poseer, ya sea unos pocos cientos de euros, o milllones. Puede parecer exagerado, pero si te paras a pensarlo, tiene todo el sentido del mundo. Veamos un ejemplo.

¿Cómo puede ser que haya tantos casos de gente pobre que le tocan muchos millones de euros en la lotería y en un par de años (a veces incluso meses) se quedan sin nada? Vuelven al mismo dinero que tenían antes en un abrir y cerrar de ojos.

Esto se debe a su patrón del dinero. Sus pensamientos y sus acciones hacen que les sea imposible tener más.

Por eso es tan importante tener un patrón del dinero correcto. Si no lo haces, da igual el dinero que ganes o el éxito que tengas en tus inversiones, no serás capaz de crear una riqueza permanente.


¿Cómo se ha creado tu patrón del dinero? ¿Por qué piensas así?

¿Cómo se ha formado tu patrón del dinero?

Hay tres factores que han contribuido a formar tus ideas y creencias sobre el dinero:

  • Programación verbal: estas son las ideas que se instalan en nuestro cerebro desde pequeños. Suelen estar marcadas por influencias que hemos tenido en nuestra infancia, principalmente de nuestros padres.
    Si nos han repetido muchas veces que debemos conseguir un trabajo estable para obtener seguridad, eso tendrá un efecto enorme en nuestra forma de planificar las finanzas
  • Modelos de referencia: además de nuestros padres, el ambiente en el que nos hemos criado nos influye. Es lo que el autor denomina “entorno general de la época”.
    Si hemos oido críticas a los ricos como “algo malo habrá hecho” o “seguro que no ha ganado dinero honrádamente”, eso nos hará creer que ser rico es algo malo
  • Incidentes concretos: hechos puntuales que nos han llamado mucho la atención y nos han marcado. Si por ejemplo conoces a alguien con mucho dinero que ha ido a la cácel, puede que inconscientemente hayas relacionado el concepto de “ser rico” con “hacer algo ilegal”

Es posible que no seamos conscientes de la razón por la que muchas de estas ideas están en nuestra mente. Esto ocurre porque no sabemos las ideas que llegan a nuestro subconsciente.

El autor nos dice que podemos cambiar nuestro patrón del dinero. Para ello, debemos reprogramar nuestra mente.

Una de las formas más útiles de hacerlo es a través de declaraciones. Las declaraciones son afirmaciones positivas sobre tu intención de que algo ocurra.

Para ello nos da los 17 principios sobre los que debemos basar nuestras declaraciones.


Los archivos de la riqueza – 17 formas de pensar y actuar diferente de los ricos

Estas son las 17 formas diferentes de pensar y actuar de los ricos y los pobres.

T. Harv Eker define 17 maneras de pensar y actuar que diferencia claramente a los ricos de la clase media y los pobres.

1 – La gente rica piensa: “yo creo mi vida”. La gente pobre piensa: “la vida es algo que me sucede”

La gente rica cree que ellos son los dueños completos de su vida. Sin embargo, las personas pobres tienen una mentalidad mas pesimista, y en ocasiones victimista. Ellos no creen que tengan el control sobre lo que les ocurre.

Si miras a tu alrededor, verás que culpar a alguien o algo de que las cosas no vayan bien es muy habitual. En lugar de culpar, debemos centrarnos en asumir la responsabilidad de nuestra situación y pensar cómo podemos mejorarla.

También debemos evitar quejarnos continuamente. Una queja es una expresión de negatividad, y si lo hacemos a menudo atraeremos los eventos negativos.

2 – La gente rica juega al juego del dinero para ganar. La gente pobre intenta no perder

Hay una gran diferencia entre intentar ganar e intentar no perder. Si tu objetivo es no perder, no te estás enfocando en lo que de verdad te va a beneficiar: ganar.

Las acciones de las personas ricas están orientadas a aumentar sus ingresos. Esto hace que siempre estén buscando nuevas oportunidades para enriquecerse, a través de negocios e inversiones. No les importa si las condiciones no son favorables, ellos buscan la forma de cambiarlas.

El autor resalta que la gente pobre suele centrar sus energías en ganar lo suficiente para pagar sus facturas y llegar a fin de mes. No suelen plantearse objetivos más ambiciosos como aumentar su sueldo e ingresos. Y esta es una de las razones por las que no lo consiguen.

3 – Los ricos se comprometen a ser ricos. Los pobres quieren ser ricos

Vamos a ver todas las ventajas de esta gran plataforma.

La gente rica hace todo lo posible para ganar dinero y acumular riqueza. Para ello trazan un plan financiero, detallando cómo esperan potenciar sus ingresos. Y se encargan de ponerlo en práctica a base de horas de trabajo.

No basta con decir “quiero ser rico”, hay que hacer algo al respecto. Tienes que fijarte objetivos periódicamente, averiguar cómo puedes alcanzarlos y lanzarte a por ellos.

4 – Los ricos piensan en grande. Los pobres piensan en pequeño

Para conseguir cosas grandes primero tienes que creer que eres capaz de ello. Cuántas veces has oido la frase “para qué vas a hacer eso, es imposible que lo logres”.

Personalmente, la he oído demasiado. Lamentablemente es frecuente que la gente de nuestro alrededor, o incluso nosotros mismos, nos pongamos límites a lo que podemos conseguir.

Para acumular riqueza no debes tener miedo de soñar. Piensa que toda gran empresa empezó siendo pequeña.

Por ejemplo, cuando le conté a mi novia mi plan para invertir en bolsa y hacerme rico, me dijo que estaba completamente loco. Pero yo tenía clara mi idea y seguí con ella.

Con el paso del tiempo la fui convenciendo poco a poco, y ahora ella ha empezado a invertir también.

5 – La gente rica se enfoca en las oportunidades. La gente pobre en los obstáculos

La gente rica se enfoca en las oportunidades, y los pobres en los problemas.

La forma de ver las cosas tienen un gran efecto sobre el resultado que obtenemos.

Por eso es muy frecuente ver a gente optimista que acaba alcanzando sus metas. Y también todos conocemos a personas pesimistas a las que les ocurren cosas malas a menudo. Esto se conoce como la ley de la atracción.

Siempre nos vamos a encontrar con problemas, forma parte de la vida. La clave está en la actitud con la que los afrontemos, buscando la forma de salir adelante y crear nuevas oportunidades.

6 – Los ricos admiran a la gente rica y exitosa. A los pobres les molesta la gente rica y exitosa

El autor destaca que los ricos sienten admiración por otras personas que han tenido éxito. Quieren aprender sobre ellos, qué han hecho para llegar hasta donde están.

La clase media y los pobres suelen despreciar a los ricos, buscando siempre excusas para su éxito. Es habitual escuchar frases como “seguro que su padre le ha colocado ahí”, o “a saber a cuanta gente ha engañado para tener tanto dinero”.

Criticar siempre es fácil, pero no te aporta nada. En cambio, si estudias a la gente exitosa, puedes comprender las claves de su éxito e intentar emularlos.

7 – La gente rica se relaciona con gente optimista y exitosa. La gente pobre se relaciona con gente negativa o sin éxito

Como hemos visto más arriba, nuestro entorno juega un papel determinante en las creencias que tenemos sobre el dinero. Pero no sólo eso, también nos influye en todos los ámbitos.

Si te rodeas de gente positiva, optimista, y emprendedora, tendrás la oportunidad de aprender de ellos. Podrás saber cuáles son sus ideas, por qué deciden invertir en un negocio u en otro, y qué planes de futuro tienen. Esto te hará crecer y desarrollarte, y plantearte cómo puedes tú también crear un negocio.

Es muy importante aprender de la gente que ha tenido éxito, para poder emularlos.

8 – Los ricos están dispuestos a promocionarse a sí mismos. Los pobres piensan que vender y promocionarse es algo malo

Si quieres ganar dinero vas a tener que saber venderte. La gente rica es especialista en promocionar sus productos y servicios. Entienden el valor que tienen y se lo dicen a la gente, consiguiendo así ventas y dinero.

No es fácil saber venderse. Nadie nos enseña en el colegio ni la universidad cómo hablar bien de nosotros mismos. De hecho, lo normal es que ensalzar nuestras virtudes y logros no esté bien visto, dado que “debemos ser modestos”.

No me malinterpretes, no te estoy diciendo que debas presumir sin más. Claro que no. La humildad y la modestia son muy útiles para tener los pies en la tierra y no ser arrogante.

Pero, si tienes una habilidad, un producto estrella o un servicio que haces mejor que nadie, habla de él. Piensa en cómo puedes hacer que la gente sepa de ti. Date cuenta de que puedes ayudar a mucha gente con tus habilidades, pero tienes que llegar hasta ellos. Si no lo haces, otros lo harán por ti.

9 – Los ricos son más grandes que sus problemas. Los pobres se sienten pequeños con sus problemas

La gente rica piensa en grande, los pobres piensan en pequeño

La forma de afrontar los problemas y obstáculos que la vida te pone en el camino determinará si eres capaz de superarlos.

La gente rica está acostumbrada a afrontar las piedras que se encuentra en el camino. Entienden que forma parte del viaje. Por eso, cada vez que tienen un problema, saben que lo pueden superar. Sólo tienen que analizarlo y crear un plan de acción.

En cambio, la gente pobre suele derrumbarse en estas situaciones. Sienten que el obstáculo es demasiado grande y no van a poder superarlo. Esto condiciona sus resultados, dado que al final acaban por no sobreponerse.

10 – La gente rica son unos receptores excelentes. La gente pobre son malos receptores

Ser capaz de recibir es un factor importante para tu desarrollo personal y para mejorar tus finanzas. Esto aplica para recibir dinero, información y críticas.

A menudo nos ocurre que cuando recibimos una crítica nos sentimos frustrados, y reaccionamos mal. Debemos ser capaces de aceptar las críticas, y entender que son una excelente forma para mejorar.

El autor resalta que debemos celebrar cada euro que recibamos. No importa que sea dinero encontrado en la calle, nuestro sueldo, ingresos de nuestro negocio o un pago del gobierno. Cada vez que recibamos dinero debemos sentirnos bien y gritar: “soy un imán para el dinero”.

Esta declaración mejorará nuestro patrón del dinero, y esto nos traerá más dinero en el futuro.

11 – La gente rica elige ser pagada según sus resultados. La gente pobre según su tiempo

La gente rica elige ser pagada por sus resultados.

Desafortunadamente el sistema laboral está basado en tiempo. En la mayoría de empleos se trabajan 8 horas al día a cambio de un sueldo a final de mes. No importa que tengas un desempeño excelente o más bien mediocre, al final del mes tu sueldo será el mismo.

Los ricos son conscientes del valor que aportan, y buscan la manera de recibir dinero a cambio de sus resultados. Esto se puede conseguir cogiendo empleos donde haya un bonus importante en función de tu productividad.

O mejor aún, crear un negocio. En este caso, el dinero que ganes dependerá del valor que aportes, no de tu tiempo. Si consigues encontrar la fórmula para producir mucho en poco tiempo, no necesitarás trabajar más.

La gente pobre suele aceptar que tiene que entregar su tiempo a cambio de un sueldo a final de mes, y no se plantea otras alternativas.

12 – Los ricos piensan en “las dos cosas”. Los pobres piensan en “una cosa o la otra”

Cuando a la gente rica se le indica que tienen que elegir entre dos buenas alternativas, no se conforma. Si quieren conseguir ambas cosas, buscan la forma para hacerlo posible.

La gente pobre habitualmente acepta que no puede tenerlo todo, y por lo tanto elige la opción que más les gusta.

Como ves, el inconformismo es una de las claves para lograr mejores resultados. Si no quieres conformarte con lo que te ofrecen, te planteas cómo puedes conseguir más.

13 – Los ricos se centran en su patrimonio. Los pobres en su sueldo

T. Harv Eker nos recomienda enfocarnos en los cuatro factores principales para aumentar nuestro patrimonio: aumentar nuestros ingresos, aumentar nuestro ahorro, aumentar la rentabilidad de nuestras inversiones y reducir nuestros gastos.

La gente rica tiene claro que su objetivo es aumentar su patrimonio. Crean un plan para ello, monitorizan su cartera y la revisan cuando los resultados no son los adecuados.

Desafortunadamente la gente pobre sólo suele centrarse en su sueldo, sin dar importancia al ahorro y la inversión. Ahorrar parte de tus ingresos e invertirlos adecuadamente es clave para aumentar tu riqueza.

14 – La gente rica maneja bien su dinero. La gente pobre maneja mal su dinero

Una de las ideas principales de los secretos de la mente millonaria es el buen manejo del dinero de los ricos.

Los ricos saben lo difícil que es ganar dinero, y por lo tanto se esfuerzan en no malgastarlo. Comprenden la importancia de hacer un buen uso de su dinero y no desperdiciarlo.

Sin embargo, los pobres no saben manejar el dinero. No piensan en ahorrar en invertir, y suelen gastarse todo el dinero que tienen, ya sea mucho o poco.

Un buen ejemplo de esto son los ganadores de lotería, que de un día para otro pasan a tener varios millones en su cuenta del banco. Su falta de educación financiera hace que tomen malas decisiones, y en poco tiempo dilapiden su fortuna.

15 – La gente rica hace que su dinero trabaje duro para ellos. La gente pobre trabaja duro para ganar dinero

Una vez que el dinero llega a sus manos, los ricos no lo dejan “durmiendo” en su cuenta bancaria, sino que lo invierten en activos que a su vez les generan más dinero. Su objetivo es obtener varias fuentes de ingresos pasivos. Es decir, ingresos para los que no tienen que trabajar.

Ellos comprenden que cada euro tiene el potencial de ser un “soldadito” que trabaje para generar más euros.

Por eso los ricos se esfuerzan por educarse financieramente y aprender cómo invertir su dinero para obtener una buena rentabilidad. Son conscientes de la importancia del interés compuesto, e invierten su dinero a largo plazo.

La clase media y los pobres desconocen el concepto de que el dinero trabaje para ti, y por lo tanto no invierten su capital. Su única fuente de ingresos es a través de su trabajo duro y esfuerzo.

Accede aquí a mi guía para invertir en fondos indexados, la mejor forma de invertir en bolsa

16 – Los ricos actúan aunque tengan miedo. Los pobres dejan que el miedo los detenga

Los ricos ponen en marcha sus planes aunque tengan miedo al fracaso.

La gente rica sabe que el miedo forma parte de la aventura de emprender e invertir. Son conscientes de los riesgos que asumen, pero no dejan que estos riesgos les paralicen.

Cuando comienzan un proyecto, saben que se encontrarán con problemas, y que puede que el resultado final no sea el esperado, pero esto no les detiene. Siguen adelante y confian en que con sus habilidades y su esfuerzo puedan lograr alcanzar sus objetivos.

La gente pobre tiene mucho miedo al fracaso, y esto normalmente hace que no se lancen a crear un negocio o invertir su dinero. Temen que algo salga mal y prefieren no intentarlo. Esto hace que nunca llevan a cabo un proyecto arriesgado, y que puede traerles muchos beneficios.

17 – Los ricos están constantemente aprendiendo y desarrollándose. Los pobres piensan que ya lo saben todo

Este es uno de los factores más importantes a la hora de mejorar nuestras finanzas y alcanzar la libertad financiera.

La gente rica sabe que para aumentar tus ingresos y acumular riqueza debes aprender y ganar conocimiento. Sólo a través del aprendizaje podemos mejorar nuestras estrategias de inversión y emprendimiento actuales.

Leer datos sobre la economía, hacer un curso o estudiar a las personas con éxito son ejemplos de los habitos de los ricos. Ellos ven cada momento como una oportunidad de aprender algo nuevo.

Desafortunadamente la gente pobre suele pensar que ya lo sabe todo, o que no necesita aprender más. Con lo que aprendió en el colegio y en la universidad es suficiente. Esto supone una gran limitación para ellos.


Mi opinión sobre Los secretos de la mente millonaria

Este es un gran libro si quieres aprender sobre tu relación con el dinero, fomentar tu desarrollo personal o simplemente mejorar tus finanzas.

Los secretos de la mente millonaria consigue que te replantees muchas creencias que todos tenemos acerca del dinero y los ricos. Entender cómo es nuestro patrón del dinero y mejorarlo es importante para gozar de una buena saluld financiera.

La mayoría de las opiniones en Amazón son de 5 estrellas, obteniendo una puntuación media de 4,6.

En mi opinión es una lectura obligada para cualquier persona que trata de mejorar su salud financiera y alcanzar nuevas metas.

Es una lectura fácil y secilla. Como nos recomienda el autor, debemos leer el libro con detenimiento, parándonos en cada concepto para comprenderlo bien.

Las 17 formas de pensar y actuar forman una gran guía que todos debemos interiorizar.

Compra el libro en Amazon aquí.

Ahora mismo Los secretos de la mente millonaria está disponible como audiolibro y en formato físico – tapa blanda.

¿Te gustaría descargar este artículo como PDF para poder leerlo donde quieras?

Aquí tienes el resumen completo de Los secretos de la mente millonaria de T. Harv Eker en PDF gratis.

[printfriendly]


Más artículos relacionados con las finanzas

Te doy la enhorabuena por llegar hasta el final de este artículo, espero que te haya gustado.

Si quieres más información sobre finanzas y desarrollo personal, te recomiendo los siguientes artículos de mi blog:

Si tienes alguna pregunta, usa la sección de comentarios. Me encantará poder ayudarte 🙂

6 vídeos para que empieces a invertir en bolsa

[wysija_form id=”6″]


Gonzalo Candela

Creo que la bolsa es la mejor forma de hacer que tu dinero trabaje para ti. En mi blog te muestro cómo cualquier persona puede tomar las riendas de sus finanzas y ganar dinero invirtiendo.

0 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *